Mi foto
No tenía fuerzas para rendirme, así que decidí emprender activamente una búsqueda eidética -es decir, de lo esencial- como alternativa empírica al estilo de vida occidental que tanto había llegado a hastiarme y que tan dramáticamente había reducido el ratio de aprendizaje por unidad de tiempo en mi vida. Pensé que el cambio que afrontaba merecía un decorado literario, y de ahí el blog. En él reflejo pensamientos, reflexiones y emociones que he vivido durante mi estancia en Tanzania enseñando inglés y suajili a niños de preescolar en un colegio rural de la organización Born To Learn, y actualmente en la India colaborando como profesor de francés para la Professional School of Foreign Languages de la Fundación Vicente Ferrer. Mi objetivo cabe en una palabra: Compartir.

lunes, 12 de enero de 2015

Amigo viajero


Tengo un amigo al que le han robado la voz y ahora habla con ecos.
Es capaz de contarte el Quijote con una mueca,
de ahogarte en una lágrima,
de beberse dos mares con una sonrisa,
y de provocar tsunamis con sus párpados.

Mi amigo se ha ido de viaje en un asteroide silencioso
en el que se dedica a aplastar volcanes sólo con el pensamiento.
Me cuenta que desde donde él está
el planeta Tierra se ve como un lugar en el que
las respuestas terminan con un signo de interrogación,
y en el que la línea del tiempo se cierra sobre sí misma
de manera que el antes y el después se mezclan
para formar un ahora que parece un siempre.

En sus ratos libres sueña que de mayor se convierte en
el cráter del Ngorongoro, las cataratas Victoria,
viento que despeina o nube en el desierto,
aunque dice que tampoco le importaría ser nieve para canear montañas,
o gaviota, o calamar gigante,
o incluso fotón para crear un color nuevo.

Mi amigo ha hecho un viaje tan largo que sin darse cuenta se ha tragado el horizonte,
ha dado la vuelta al Universo
y se nos ha aparecido a todos por detrás
para explicarnos con un susurro que no hay cerca ni lejos,
ni sí ni no, ni bien ni mal,
sino una cosa compleja que se llama Amor
que sirve para volar en un cielo sin suelo
en el que aterrizar es lo mismo que despegar

Mi amigo es el gran Manolo.
Manolo García Aznar.


-Desde Anantapur (Andra Pradesh), India, mando un cariñoso y cercano abrazo para él y su familia, y en particular para su hermana Rocío, con quien comparto alma-.

4 comentarios:

  1. Hola Jose!!! soy Ali, espero que el viaje haya sido estupendo y la llegada más!!! Disfruta como sólo tu sabes de esta nueva experiencia y no dejes de escribir porque por esta rendijita nos dejas ver las realidades más valiosas a la altura de los ojos. Mucho ánimo, suerte y fuerza!!
    Karibu India!!!!!

    ResponderEliminar
  2. Lo que has escrito es muy emocionante. Maravilloso. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Gran amigo...sublime la rima de tus mensajes

    ResponderEliminar
  4. Zota Garcia Eroles29 de enero de 2015, 18:36

    Muy buenas Hoyos, soy Javi (Zota), el primo de Manolo, Rocio y Eduardo que iba a tu cole. Un placer saber de ti, es precioso lo que has escrito, alucinante. Sigo lo que haces por el mundo y se lo enseño a mis dos hijos, todo un ejemplo. Un abrazo desde Burgos (Que sepas que Manolo tiene estas lineas que has escrito delante suyo impreso en un mural grande para que lo pueda leer, le ha hecho mucha ilusión). Otro abrazo amigo, eres grande.

    ResponderEliminar